中秋节

La fiesta del medio otoño (中秋节, zhōngqiū jié) es el segundo festival más importante de China luego del Año Nuevo Chino. Su nombre se debe a que se celebra a mediados de otoño, el día 15 del octavo mes del calendario lunar. También se le conoce como el festival lunar, debido a que es el día en el que la luna se ve en su mayor esplendor.

Orígenes de la fiesta del medio otoño

Conejo de la luna, asociado a la fiesta del medio otoño
Conejo de la luna, asociado a la fiesta del medio otoño

La fiesta del medio otoño es una costumbre heredada de ceremonias sacrificatorias de la luna. En la antigüedad, los chinos observaban el movimiento de la luna y su relación cercana con los cambios de temporada y los ciclos agrícolas. Es por eso que para agradecer a la luna y celebrar la cosecha ofrecían sacrificios en los días de otoño.

La costumbre de la fiesta del medio otoño se remonta a la Dinastía Zhou (1046-256 a. de C.) y frecuentemente se practicaba por la realeza durante el equinoxio de otoño. En esa época, la costumbre no tenía ningún antecedente como festival.

Más tarde, en las dinastías Sui (581-618) y Tang (618-907), la prosperidad social inspiró la costumbre de apreciar a la luna entre la gente común. La gente expresaba su fe más liberalmente que la realeza, por lo que no tenían actividades específicas de este festival. Así que el día 15 del octavo mes, que es cuando la luna llena está más próxima al equinoxio, resultó ser la mejor opción y se determinó como el día para el festival.

Para la época de la dinastía Song del Norte (960-1127), la fiesta del medio otoño ya se había extendido y popularizado.

Románticamente hablando, el festival es para conmemorar a Chang’E, quien para proteger al elíxir de su amado, se lo comió ella misma y voló a la luna.

Leyendas en torno a la fiesta del medio otoño

Además de la leyenda de Chang’E, existen otras leyendas e historias relacionadas a este festival. La más famosa es la del conejo de jade que se la pasa moliendo medicina.

Costumbres

El día del festival, la familia se reúne para hacer un sacrificio a la luna y apreciar la redondez de la luna llena, comen pastel de luna (月饼, yuèbǐng) y expresan sus deseos a miembros de la  familia y amigos que viven lejos. Además, en algunas tradiciones se hacen juegos con linternas y bailes del dragón y el león. Algunas minorías tienen tradiciones particulares, como los mongoles que “persiguen la luna” y los Dong, que “roban verduras o frutas”.

Pastel de luna 月饼

Pastel de luna, típico de la fiesta del medio otoño
Pastel de luna, típico de la fiesta del medio otoño

El pastel de luna es el alimento típico de la fiesta del medio otoño. En este día, la gente ofrece pasteles de luna como conmemoración. Los pasteles de luna son redondos, simbolizando la unión familiar, así que es fácil de entender por qué comer pasteles lunares bajo la luna redonda trae el recuerdo de los familiares lejanos. 

Los pasteles de luna pueden tener diferentes rellenos, como nuez, frijol rojo, semilla de loto, frutos secos, huevo o hasta carne.

Fuente

Rodrigo es Licenciado en Relaciones Internacionales por el ITESM, cuenta con Maestría en Negocios Internacionales por la Universidad de Suzhou. Se especializa en temas de Asia Oriental. Traductor e intérprete consecutivo de japonés, chino, inglés y español, cuenta con experiencia en la industria automotriz e inversión. Actualmente es fundador de Qualli, una empresa de traducción y consultoría comercial.